Palco lo tiene todo

Tomado de Granma

Hubiera sido difícil imaginar que la creación del Palacio de Convenciones en 1979, con motivo del desarrollo de la VI Conferencia Cumbre del Movimiento de Países No Alineados (MNOAL) en La Habana, sería el antecedente de la más integral de las prestatarias cubanas en materia de organización de congresos, ferias y grupos de incentivos, nacionales e internacionales, así como en la atención a hombres de negocios, funcionarios y personal diplomático, que visitan la Isla o la habitan.

A partir de la reorganización institucional del país, desde el 2009 se planteó la necesidad de transformar la empresa Palacio de Convenciones en una Organización Superior de Dirección de Empresarial, denominada Grupo Empresarial Palco, de forma abreviada GRUPO PALCO.

Tal propósito se hizo realidad en enero de 2011 y, con el objetivo de propiciar más dinamismo, flexibilidad y eficiencia en la gestión empresarial, en febrero de 2015, se posibilitó, además, la integración del GRUPO PALCO con otras entidades.

Abraham Meciques, Presidente del GRUPO PALCOSubordinado al Consejo de Ministros y con Abraham Maciques como su presidente, PALCO cuenta actualmente con una decena de empresas integradas, que, con la incorporación de nuevos servicios e instalaciones, han traído consigo la concentración e interacción de prestaciones altamente especializadas, profesionales y de calidad.

«RETAGUARDIA DE VANGUARDIA»

No sin orgullo en la mirada, el directivo recuerda que «fueron los primeros en desarrollar los congresos en Cuba» a pesar de que, una vez terminada la Cumbre del MNOAL se pensó que el Palacio sería «una especie de elefante blanco», una entidad que no generaría ingresos de ningún tipo. Entonces, destaca Maciques, defendimos que sus instalaciones acogieran diferentes tipos de eventos.

«Incluso la Feria de La Habana comenzó en el Palacio de Convenciones. Luego se construyó Pabexpo y también quedó chiquito. Después llegó Expocuba y ya tampoco da abasto», agrega Maciques. Dice a Granma Internacional que «estamos seguros de que en los próximos años habrá que desarrollar un nuevo recinto ferial, que tenga todas las condiciones que necesitamos».

Eso sí, el Palacio siempre ha sido «la retaguardia de vanguardia», en palabras del Comandante en Jefe, Fidel Castro. Si bien, de la misma manera, podemos llevar a cabo pequeños eventos, ya sean personales o profesionales, aquí cada año se celebran entre 90 y 110 congresos, aclara el funcionario.

Asimismo, reflexiona Maciques, esas actividades han contribuido a hacerle frente al bloqueo económico, comercial y financiero que mantiene Estados Unidos contra Cuba, porque han permitido el contacto de los visitantes extranjeros con la realidad nacional y «no pocos de ellos han sido norteamericanos».

No ha habido suceso político, económico, social, etc., como las misiones internacionalistas, la Batalla de Ideas o las conversaciones del Diálogo de Paz de Colombia, en que el Palacio de Convenciones no haya desempeñado un papel determinante, refiere Maciques.

Por ejemplo, cuando comenzó la Operación Milagro, PALCO tuvo la tarea de garantizar toda la logística que hizo falta en las instalaciones, como fueron escuelas, hoteles y hospitales, que se utilizaron para albergar y operara los pacientes.

La significación política del GRUPO PALCO, explica Maciques, no solo está dada por la atención a la diplomacia que radica en Cuba, sino por la que se les ofrece a las delegaciones oficiales de Gobierno, desde que llegan al aeropuerto hasta que se les despide.

ESENCIAL EN LA ECONOMÍA DEL PAÍS

Hotel PalcoEn medio del contexto que en Cuba impulsa la inversión extranjera, como parte esencial de un programa de desarrollo a largo plazo, PALCO se prepara para asumir el aumento de ofertas y demandas en el sector de los servicios. Ante la llegada de nuevos actores económicos, ya sea como inversor eso como turistas, las potencialidades de mercado serán cada vez más exigentes.

De acuerdo con Maciques, con la visión de ser una organización líder en la conducción estratégica de sus empresas y en la gestión de servicios y productos de alto estándar, de reconocimiento social e internacional, en 2015 PALCO alcanzó ventas por más de 280 millones de pesos, 54 de los cuales fueron por exportación de servicios, una de las líneas priorizadas por el Ministerio de Economía y Planificación.

«Aunque hicimos cálculos para terminar el 2016 con unos 251 millones facturados porque hemos podido importar la mitad de lo que pudimos en 2015», acota Maciques, «esperamos llegar a los 292 millones al cierre del año». Eso se logra porque hubo nuevos productos y se celebraron eventos que «generaron menos gastos en divisa y más ingresos en pesos libremente convertibles».

Además de habernos ido siempre por encima de los indicadores que hemos previsto, lo hemos hecho a partir del chequeo constante y el estímulo a los trabajadores, afirma el responsable del grupo empresarial.

Lo fundamental, en palabras de Maciques, es el profesionalismo que durante casi 40 años ha caracterizado el trabajo de PALCO, comprometido con Fidel y la Revolución Cubana. En igual sentido, añade que el supuesto elefante blanco fue una empresa eficiente a los dos años de ser fundada porque ya se autofinanciaba.

Por otra parte, Pablo Sosa, vicepresidente primero del GRUPO PALCO, asegura que la estabilidad de su capital humano y los servicios integrados son otras fortalezas de la entidad. «Cualquier cosa que usted quiera hacer hoy en Cuba, es difícil que no pueda hacerla en PALCO», ratifica el especialista.

SERVICIOS INTEGRALES PARA MERCADOS ESPECÍFICOS

Unos cinco productos sobresalen dentro de la cartera de servicios del GRUPO PALCO, apoyada por una infraestructura y un personal entrenados para promover el bienestar y la satisfacción que requieren los clientes.

Por una parte, el producto evento garantiza la organización (documentación, interpretación, programa del evento, presupuesto), la logística (salas, equipos técnicos, alojamiento, servicios gastronómicos), la promoción nacional e internacional y el desarrollo exitoso de ferias, exposiciones, congresos, bodas, etc.

El alojamiento, al mismo tiempo, cuenta con instalaciones adecuadas para dar respuesta a las expectativas de los clientes en eventos y ferias, y de nuevos segmentos de mayor exigencia y poder adquisitivo. Allí resaltan varias casas de protocolo y el hotel Palco.

Palco ofrece espacios gastronómicos con atractivas propuestas de comida criolla e internacional, tanto en ambientes refinados como totalmente naturales y ecológicos.

Una amplia gama de servicios complementarios, que incluye, entre otros, imprenta, centros comerciales, tiendas especializadas, Casas del Habano, importación de mercancías, una Agencia Aduanal y Transitaria, decoraciones, comercialización de flores y plantas, diseño y ejecución de obras rústicas y mantenimiento y reparación de equipos. Específicamente en las tiendas de PALCO se encuentran los productos de primera línea que consumen nuestros clientes, menciona Maciques.

En paquetería, subraya, atendemos los envíos de los cooperantes cubanos. Tal ha sido la aceptación de ese servicio que, de un año a otros, ha habido que crear dos puntos de recepción.

Con posiciones fuertes en el turismo de los mencionados eventos, que abarca a cubanos y extranjeros, con un trato personalizado, PALCO encuentra en los hombres de negocios clientes que buscan confortables, excelentes y seguras locaciones. Según puntualiza Maciques, seleccionan lugares reconocidos y exigen elevados niveles de calidad: «Hay que tener en cuenta que un turista de ferias, ingresa cuatro o cinco veces lo que un turista promedio».

Por otro lado, aparece el personal de firmas, instituciones privadas, mixtas y del Estado, constituido por ejecutivos de representaciones extranjeras y nacionales, al que también hay que satisfacer necesidades de ocio y recreación, con status distinguido y ofertas variadas. Sobre ese punto, observa Sosa, PALCO ofrece para sus socios un servicio único en Cuba: el del Club Habana.

Iguales de exclusivas son las atenciones que se les brinda al personal diplomático acreditado en el país y funcionarios de embajadas. Atendemos, afirma Maciques, unas 120 embajadas que se encuentran en La Habana, al igual que organizaciones internacionales.

Vendedores, intermediarios y clientes de distintas empresas, que utilizan el viaje de incentivo como una herramienta para acercarlos a los intereses de la institución constituyen otro mercado significativo. Como las empresas compran a través de las casas de incentivos especializadas en sus países y contratan los servicios con los receptivos cubanos, PALCO ayuda a desarrollar el turismo.

Al respecto, explicita Sosa que el grupo mantiene relaciones con una extensa red de agencias foráneas y posee un área de ventas internacionales, en la que vende su propio producto, con autorización del Ministerio de Turismo. «Nos encargamos incluso de transportar a nuestros clientes y de alojarlos en instalaciones turísticas que no pertenecen PALCO».

Sosa aporta que el 80 % de las ventas se hace online, a través de una pasarela de pago y la utilización de tiendas virtuales. Ahora estamos innovando con las ventas online de flores, mediante la Empresa CARIFLOR, de PALCO.

PUNTO APARTE PARA LO INMOBILIARIO

En correspondencia con lo que apunta Alberto Rivero, director general de la Empresa Inmobiliaria PALCO, «somos quienes mantenemos y reparamos las embajadas, residencias y casas, y alquilamos los inmuebles. Incluso nos responsabilizamos del mantenimiento del teatro Karl Marx».

A través de la agencia empleadora que poseemos, contratamos a quienes trabajan en embajadas, que ya suman alrededor de 2 500 personas. Esa actividad puntual nos genera anualmente casi siete millones de dólares, expone Maciques.

Hay unos 1 500 casas, residencias y apartamentos rentados al cuerpo diplomático y empresarios extranjeros, ubicados fundamentalmente en los municipios capitalinos de Playa y Plaza de la Revolución. Vale destacar que hoy, después de años de labor constructiva, terminamos el edificio Someillan, que tiene 31 pisos, habitaciones de 375 metros cuadrados y una vista privilegiada al mar. El próximo mes, informa Maciques, debe estar habitado ya al 50 %.

En opinión de Maciques, hay que impulsar la inmobiliaria porque no existen ya suficientes casas y apartamentos para diplomáticos y funcionarios, debido al incremento de embajadas que ha habido en los últimos tiempos, especialmente después del restablecimiento de relaciones diplomáticas con Estados Unidos.

«Siempre ha habido naciones que nos han mirado a través de la ventana de ese país norteamericano», resume. Desde el 17 de diciembre de 2014, se han abierto en La Habana más de ocho nuevas embajadas, entre ellas, las de Arabia Saudita, Qatar, Kuwait, Emiratos Árabes Unidos, Seychelles, Kenia, Níger, Gambia.

La política que defendemos, agrega el vicepresidente Sosa, es hacer de la 5ta avenida capitalina una zona de elevado nivel y, para eso, ya tenemos 15 parcelas aprobadas en esa arteria, que es una de las más importantes de La Habana. De acuerdo con Sosa, la demanda va siendo mucho mayor que a oferta.

Hasta las escuelas a las que asisten los niños de extranjeros son facilitadas por PALCO. El que la mayoría de nuestros inmuebles tenga 70 u 80 años de construidos nos obliga a reparar constantemente, reafirma Rivero. A los 30 apartamentos del Someillan que ya estamos comercializando, se unen dos torres por reparar en ese mismo edificio y dos más por recuperar en 2017 en el que está situado en 1ra y B.

LO ESTRATÉGICO DEL 2016, PAUTAS PARA EL 2017

Planificar es una de las palabras claves en el quehacer integral de PALCO. El crecimiento del Grupo PALCO permitió la planificación de reservas voluntarias, a partir de las utilidades de 2015, para el pago a los trabajadores por la eficiencia económica, el desarrollo y la investigación, y el fondo de compensación.  

Desde la inclusión en el uso de las Tecnologías de la Información y las Telecomunicaciones, antecedido por una remodelación tecnológica de infraestructura que permite emplear una red corporativa propia, el estudio y la gestión de inversiones y la administración de las finanzas, hasta la implementación de un sistema de monitoreo logístico que garantiza estabilidad en las operaciones de las empresas del Grupo, la actualización constante de la capacitación y lograr un control interno eficiente.

Llama la atención el vicepresidente primero Sosa sobre la relación de PALCO con Fira Barcelona, una de las empresas feriales más importantes de Europa, con la que se han celebrado dos ferias y en 2017 se espera hacer cuatro más en el recinto Pabexpo. Es una viva muestra de la expansión de PALCO, a través del vínculo con organizaciones mundiales especializadas, especifica Sosa.

De la misma forma, nos hemos propuesto ampliar el turismo, mediante la creación de hoteles, y, con lo que tenemos, asume Maciques, extender el Palacio, que ya se ha ido haciendo pequeño, e invertir en el mantenimiento de instalaciones que ya han sido explotadas por más de 37 años.

«Nos hemos ido consolidando en organización y eficiencia, y, aunque tenemos problemas, siempre podemos hacer más. En este grupo no se puede decir que una tarea no se puede hacer. El no no puede existir aquí. Hay que buscar las fórmulas, las vías, para solucionar lo que sea. Se tiene confianza en nosotros porque somos serios y responsables», concluye Maciques.•

ORGANIGRAMA DEL SISTEMA EMPRESARIAL

Diez entidades conforman desde 2015 al Grupo Empresarial Palco. Foto: Cortesía Grupo Palco

*Organización Superior de Dirección Empresarial (OSDE)